Inicio Actualidad UGT: El Sindic de Greuges da la razón a UGT, quedando de...

UGT: El Sindic de Greuges da la razón a UGT, quedando de manifiesto que el ayuntamiento no es tan transparente como presume ser

244

UGT tilda al Sr. Adrián García (VOX) como el edil del cinco “pelao”.

El seis de febrero de 2024 la sección sindical de UGT en el Ayuntamiento de San Vicente del Raspeig recibió la resolución de cierre del Sindic de Greuges, tras las quejas presentadas relativas a la Policía Local.

El Concejal de Policía Adrián García (VOX), en el mes de agosto, se comprometió a dar respuesta a los motivos que originaban las quejas en el plazo de diez días, sin embargo seis meses después, no sólo no ha cumplido con su compromiso sino que obligó a UGT a acudir al Sindic de Greuges, que ha finalizado el trámite emitiendo resolución de cierre y dictaminando que es evidente que desde el Ayuntamiento de San Vicente del Raspeig no se han realizado las actuaciones necesarias para atender las recomendaciones del Síndic, comportamiento que ha impedido alcanzar, de manera efectiva, la satisfacción de los derechos reclamados por la persona promotora de la queja; en consecuencia, esta Resolución de cierre, junto con la Resolución de consideraciones, se publicará en elsindic.com/actuaciones, de forma que toda la ciudadanía, incluidos los miembros del parlamento valenciano, puedan conocer la desatención de las actuaciones propuestas por el Síndic en este procedimiento.

Y es que no es baladí que VOX con su líder al frente son los únicos concejales en el Ayuntamiento de San Vicente del Raspeig  que no han suscrito el código de buen gobierno, que recoge cuestiones de trasparencia, buen trato a los funcionarios…

La nefasta gestión llevada a cabo, desde la llegada del Concejal del cinco pelado a la Policía, por no decir funesta, fatídica, trágica, desastrosa o catastrófica, espera UGT que este modelo de gestión no esté contaminando al Edil de Personal, que pese a disponer de un proyecto ilusionante y de futuro para RRHH, de momento ha dejado sin remunerar parte de las productividades extraordinarias realizadas las pasadas Navidades a algunos de los funcionarios policiales.

La nula capacidad de gestión del Edil de VOX, va más allá de ignorar las recomendaciones del Sindic en relación con la falta de trasparencia y publicidad de los servicios extraordinarios, de donde se desprende una connotación muy autoritaria con la parte social, aunque muy propia de este grupo ultra, sino que tiene otras consecuencias como: que la grúa municipal siga sin rotular, que se estén creando problemas con otros departamentos municipales, que se estén vulnerando los derechos laborales en la policía, denegando, por ejemplo, días injustificadamente y pretendiéndose vulnerarles permisos reconocidos, que no se hayan actualizado las horas de formación en 2023, sistema de fichaje dactilar Syspol no adaptado a la normativa europea, que se haya empeorado considerablemente el modo de gestión de los servicios extraordinarios, que los turnos de la noche estén bajo mínimos, que se haya iniciado una lluvia de incoaciones de expedientes disciplinarios (trasladando su responsabilidad al Alcalde) que no consiguen otra cosa que generar un pésimo ambiente laboral y provocar enfrentamientos entre los propios policías, que se esté poniendo en riesgo la seguridad para los patrullas en sus intervenciones debido al déficit de personal… y así podría seguir una lista interminable.

Todo ello ha dado lugar al necesario refuerzo con más personal de la Secretaria de Policía Local de esta sección Sindical de UGT, así como a algo insólito y nunca antes visto como es el nacimiento(“renacer”) de una nueva Sección Sindical en la Policía fruto del malestar que se está generando,  por las tensiones generadas ante la falta de coordinación y la debida atención del concejal, siendo el único responsable el incompetente Edil de la ultraderecha; ni en los peores momentos de la historia de esta policía renació ningún sindicato.

Por ello, UGT insta a la Alcaldía a que valore la caótica gestión, los problemas y el mal ambiente creado por el Edil de VOX en la policía, que no solo no es capaz de resolver los asuntos sino que además está crispando cada vez más al colectivo policial con insinuaciones intimidatorias de una posible lluvia de incoaciones de expedientes disciplinarios a través de la Jefatura, pues más pronto que tarde, esta problemática se trasladará de la Policía a la Casa Consistorial.

Añaden desde UGT que pese a ser propio de pertenecer a un grupo ultra, autoritario y nada colaborativo con la parte social, lamentan que el Señor García de VOX y  Concejal de Policía, haya optado por hacer aparecer al Ayuntamiento de San Vicente del Raspeig en el informe público del Alto Comisionado como entidad no colaborativa, en lugar de apostar por la transparencia y la publicidad.