Inicio Actualidad El PSOE eleva a pleno una moción para rechazar la ley de...

El PSOE eleva a pleno una moción para rechazar la ley de PP y Vox que acerca de nuevo las casas de apuestas a los colegios

122

Los socialistas lamentan que, con esta modificación a la normativa aprobada por el Botànic, se da vía libre a la proliferación “salvaje” de estos establecimientos “sin ningún tipo de trabas”

El grupo municipal socialista (PSOE) eleva para su debate en el pleno del 31 de enero, una propuesta para rechazar la ley que el Partido Popular y Vox han puesto en marcha en la Comunitat Valenciana que acerca de nuevo las casas de apuestas a los colegios. Esto ha sucedido con la llegada de Carlos Mazón a la presidencia de la Generalitat, puesto que se ha modificado la normativa aprobada por el anterior gobierno del Botànic.

“Desgraciadamente, hace un par de semanas el gobierno de Carlos Mazón y el vicepresidente torero de Vox, han decidido revertir estos avances, sin haber hablado con las asociaciones que luchan contra la ludopatía ni con otros grupos políticos para intentar llegar a algún acuerdo”, critica el PSOE de San Vicente.

Al respecto, el concejal Eugenio Toledo pide al actual equipo de gobierno de PP y Vox que, al compartir signo político con la Generalitat, condene esta decisión y se una al rechazo de que las casas de apuestas puedan instalarse cerca de los colegios. Y es que las enmiendas presentadas por PP y Vox para modificar la Ley del Juego eliminan la distancia de 850 metros entre un centro educativo o de rehabilitación y una casa de apuestas y acaban con la distancia mínima de 500 metros entre una casa de apuestas y otra.

“El grupo socialista presentó y aprobó en Les Corts Valencianes una ley valiente que atajaba estos problemas, puesto que esta ley prohibía la instalación de casas de apuestas, salones de juego y máquinas tragaperras o de apuestas a menos de 850 metros de un centro educativo o un centro de rehabilitación”, recuerda Eugenio Toledo.

En la misma línea, la formación ha defendido que esta distancia, en consonancia con leyes de otros países de Europa, permitía alejar de la puerta de los colegios de nuestros hijos la problemática de la ludopatía. “Además, para acabar con la proliferación salvaje de casas de apuestas en nuestros barrios, se limitó a una distancia mínima de 500 metros entre casas de apuestas, al igual que pasa con tantos otros sectores; y, para que no hubiese ninguna problemática con las demandas, la ley aplicaba todos estos criterios a las nuevas licencias. Nunca se ha cerrado una casa de apuestas con licencia en vigor”, matiza el edil socialista.

Así, el PSOE lamenta que es “imposible” que “alguien consiga explicarnos en qué mejora la vida de la ciudadanía permitiendo que sitúen una casa de apuestas en la puerta del colegio de nuestros hijos, o en qué salen ganando nuestros barrios si se cierran nuestros comercios, y se instalan decenas de casas de apuestas”.

“Es un ejemplo descarado de la política antisocial que llevan a cabo PP y Vox en la Comunitat Valenciana, con recortes clamorosos, en este caso, en la lucha contra la ludopatía. Por ello exigimos que el Consell vuelva a recuperar la distancia de 850 metros entre un centro educativo o de rehabilitación y una casa de apuestas, y la distancia mínima entre casas de apuestas de 500 metros”, zanja Toledo.