Inicio Actualidad El Ayuntamiento repara las calles y caminos en peor estado de conservación...

El Ayuntamiento repara las calles y caminos en peor estado de conservación con 334.000 euros

864

La Mesa de Contratación del Ayuntamiento de San Vicente ha adjudicado hoy sendos proyectos para la mejora de varias calles de la ciudad y caminos muy transitados del diseminado, por un importe total de 334.000 euros.

La actuación, demandada por los vecinos, va a mejorar el estado funcional de tres caminos principales en mal estado de conservación situados en la zona este de San Vicente, en el entorno de las plantaciones de Bonny y la Urbanización Los Girasoles. En concreto se va actuar en la Baiona Baja, el Rabosar y el camino nuevo de Busot.

La concejala de Infraestructuras, Mariló Jordá, ha explicado que los caminos sobre los que se va a actuar satisfacen la comunicación de vecinos de San Vicente con los de varios municipios colindantes. “Son muy utilizados y presentan un deterioro importante, de ahí que hayamos priorizado actuar sobre ellos dentro del plan de adecuación de caminos rurales establecido por la Concejalía”. Aunque en la actualidad presentan un firme estable, su capa de rodadura es deficiente debido al paso de los años y las inclemencias del tiempo. Con las obras se eliminarán los baches para reducir el peligro de accidentes y mejorar la comodidad de circulación del tráfico.

Los trabajos consisten en la demolición del aglomerado asfáltico actual, bacheo de las zonas deterioradas, nuevo asfaltado y pintado de la señalización horizontal. El Ayuntamiento ha adjudicado estos trabajos a la mercantil Tizor por un importe de 132.632 euros y el plazo de ejecución se ha estimado en un mes.

La Mesa de Contratación ha adjudicado igualmente obras de asfaltado de varias calles en tres zonas del casco urbano de San Vicente. En la zona Instituto Canastell, las calles Monóvar, Jávea y Dénia y Ancha de Castelar; en el centro, las calles San Isidro, Gabriel Miró, Hernán Cortés y Aviación; y en la zona ronda oeste, Montoyos, Bretón de los Herreros y Bailén. Estas obras se han adjudicado, con un plazo de ejecución de un mes, a la empresa Involucra por un importe de 201.731 euros. No se trata de actuaciones en toda la extensión de las citadas calles, sino de acondicionar sus tramos más deteriorados.

Ambos proyectos se enmarcan en las inversiones financieramente sostenibles y pueden realizarse gracias a la buena situación económica del Ayuntamiento. De los 8.124 municipios que hay en España, San Vicente del Raspeig ocupa el lugar 23 en cuanto a inversiones sostenibles, es decir, actuaciones que hace el Ayuntamiento con dinero procedente de su superávit o de remanentes. El Ministerio de Hacienda ha destacado el trabajo que ha realizado el Consistorio para poder destinar más de dos millones de euros a inversiones financieramente sostenibles.

Según han destacado desde el área de Infraestructuras del Ayuntamiento, la ejecución de ambas obras resulta rentable no solo desde el punto de vista social y de mejora de la seguridad vial, sino también desde el punto de vista financiero. “Las mejoras van a suponer un ahorro directo durante la vida útil de las obras en el capítulo de gastos, sobre todo al minorar los gastos de mantenimiento de los viales”.